Bailando en Lughnasa: el público opina

Hace unos días Raúl y La Guindalera ponían fin a otra de sus etapas de trabajo conjunto. Bailando en Lughnasa ha resultado ser tan satisfactoria como todas las obras teatrales bendecidas por actor y compañía, y eso se dejaba ver en las opiniones que los espectadores vertían sobre el montaje a través de la red.

Como ya hiciéramos con Molly Sweeney, hemos querido recoger los apuntes, sensaciones y reflexiones del respetable, para así acercar un poquito más la obra a todos aquellos que no hemos tenido la oportunidad de disfrutarla.

Hay muchos los aspectos de Bailando en Lughnasa que son una constante en las opiniones del público, pero si hay algo común a casi todas ellas es, sin duda, el soberbio trabajo llevado a cabo por el reparto.

Buenos actores y buena interpretación. Se nota la profesionalidad y el amor por el teatro. (Anónimo)

Todos los actores están soberbios, no sólo con el texto sino con los detalles, los gestos, la expresión. (Alejandro)

Sobre un espacio escénico pequeño y una escenografía simple, pero muy bien aprovechada, los/las actores/actrices nos hacen disfrutar con su dramaturgia. (Vicente)

Maravillosa interpretación de todos, especialmente de Juan Pastor, Yolanda Porras y Alex Tormo... Sin duda un excelente trabajo actoral y de puesta en escena, por los grandes del teatro. (Anónimo)

Destacan también las alabanzas al texto de Brien Friel, y al trabajo de La Guindalera tanto en cuestiones de adaptación, como en cuestiones de popularización de la obra de este célebre autor irlandés.

Muy recomendable para los amantes de textos llenos de matices, emociones y represión (Anónimo)

Me ha gustado mucho esta obra de Brian Frial en parte porque me había gustado hace año cuando la estudié en un curso de literatura anglo-irlandesa, y además por el valor de la representación que ha sido muy fiel al texto y en una buenísima traducción al español. (Giovanna)

El ciclo que Guindalera con Juan Pastor y su equipo han dedicado a Brian Friel mediante una trilogía de sus obras se merece todos los elogios desde cualquier punto de vista. Este autor casi desconocido y apenas publicado en España ha sido y es uno de los mejores y más reconocidos a nivel mundial. Con esta obra se cierra un círculo espléndido fruto de un gran trabajo (premiado merecidamente con el Ojo Crítico de RNE.) (Juan Carlos)


Cuando nos acercamos al contenido de la obra, los elogios se incrementan aún más si cabe. Es habitual que las opiniones de los espectadores vayan más allá de una simple crítica, y recojan las sensaciones personales que en ellos provocó la historia. Palabras como melancolía o nostalgia se repiten con frecuencia.

La obra representa con mucha ternura un tema trágico: la melancolía de lo que pudo ser y no fue. Todo ello entremezclado con conflictos de lo tradicional y el mundo moderno que llega de las manos de un escacharrado gramófono. (Anónimo)

Una gran carga de nostalgia impregna toda la obra (…) Me emocione y me divertí. (Anónimo)

Te transporta a la Irlanda de los años 30 con una atmósfera muy bien lograda y unos actores brillantes. Amor, represión, prejuicios, pobreza, melancolía... todo un conjunto de emociones difíciles de conseguir (Elena)

Hacía tiempo que no veía una obra de teatro y me atrapaba de tal forma que llegaba a olvidarme que estaba sentado en la butaca del teatro. (Alejandro)

La obra es larga pero se te hace corta. A mí me enterneció, me divirtió y me hizo pensar, todo lo que le pido a una buena obra teatral. La recomiendo vivamente. (Anónimo)

No es fácil pasar por La Guindalera y no caer en la cuenta del aura especial que rodea a esta compañía y de los esfuerzos que realiza por poner en marcha montajes siempre fieles a su modo único de hacer teatro, con un presupuesto bastante limitado.

Ver una obra como Bailando en Lughnasa es un auténtico placer. Verla por la compañía de teatro de La Guindalera es completamente sublime. Aparte de asegurar que allí se pasan las mejores sesiones teatrales que puedas tener a lo largo de tu vida, pues es un sitio cálido, familiar y con intención de interaccionar con el público y sus opiniones, lo cual, hoy en día es bastante de agradecer. Gracias por hacer teatro. (Anónimo)

Sorprende lo mucho que se puede hacer con un presupuesto limitado cuando se dispone de sensibilidad y buen gusto. El resultado es memorable: ¡Bravo por el equipo de la Sala La Guindalera, por su director, por sus actores y por el equipo técnico! (Anónimo)

Es un ejemplo de cómo se puede lograr un resultado artístico de gran nivel sin muchos medios. (Anónimo)

Y para terminar una crítica breve pero concisa, que sintetiza muy bien el sentir de la mayoría de espectadores de Bailando en Lughnasa, y que además es una verdad extrapolable a cualquier otro ámbito. Sabias palabra de un espectador de la obra.

Cuando el trabajo está bien hecho, da gusto. (Anónimo)

7 comentarios:

Chiqui dijo...

Mira que he leído críticas sobre la obra que, de una manera u otra, me han impresionado. Pero leer las opiniones de la gente de a pie que ve las obras, lo es aún más. Es como si alguien te hablara en el idioma que tú dominas. Y a la vez, expresan con otras, con más o menos palabras, lo que tú sentiste al estar allí: esa sensación tan especial...

¡Qué envidia paso!

lucía dijo...

ésta se nos escapó, pero yo no pierdo la esperanza de que la vuelvan a repetir, como pasó con Molly.
Y estoy de acuerdo contigo Chiqui,es la gente que va a ver la obra, la que mejor explica lo que se siente al entrar en esa sala tan acogedora y encantadora.
pd: besos desde Cáceres!

Abril22 dijo...

Me alegra leer que la obra de Raúl gusta al público jeje!

Tenemos fotos del rodaje de la 7aT del Internado! Más en FTV! jajaja! Benditas medidas de seguridad jajaja!

parchis dijo...

Puff, yo también sufrí "enviditis aguda" de ésa leyendo todas las maravillas que la gente habla de la obra.

En fin chicas, ¿quién sabe si al año que viene....? ;)

Aurora dijo...

¿como que el que viene? este hombre, este ;)

Aurora dijo...

Bueno para decir algo de la obra, como ya comenté cuando había noticias del estreno tenía muy buena pinta, y se confirma con las opiniones de la gente. Como ha funcionado igual se animan a reponerla. Ha salido en el telediario lo de la noche de los teatros, un evento que hay esta misma noche en Madrid y la guindalera era gratis (decirme que no había otra entrada para esto jaja), vamos para coger sitio en 75 butacas (son invitaciones) habrá que sudar

Nicole dijo...

Yo me quede con unas ganas tremendas de ver Molly Sweeney. Entiendo lo que decis sobre las criticas. Cuando yo lei las de MS pense exactamente lo mismo. Que envidia! (Pero de buen rollo!) ;)